.

Rebuscando entre reseñas en el limbo de este blog, como la última de una guitarra Halcón Milenario, me he topado con el invento que se ve sobre estas líneas. Me había guardado el enlace a un artículo en la versión australiana de Kotaku y, como suele ocurrirme, no había encontrado un hueco para verlo con calma.

Pianocade era un sintetizador basado en los sonidos de las máquinas de vídeojuegos, con un rango de 128 notas e interfaz MIDI (tanto de 5 pines como USB), programable y de código abierto, tanto el hardware como el firmware y el software. Había dos variantes, una de una octava y otra de dos.

Hablo en tiempo pretérito porque el fabricante pinta un escenario con mayores dificultades de las previstas en un artículo “diseccionando” su experiencia como creador. En cualquier caso, no deja de ser interesante y el código sigue estando ahí para quien lo pueda aprovechar o quiera conseguir algo como lo que se ve y oye en el vídeo de demostración del producto [01m4ss].

0 comentarios.

Añadir un comentario