.

La imagen anterior es una de las fotografías promocionales de las guitarras Swinger, uno de cuyos modelos sostiene la señorita que reposa en lo que parece ser un Impala descapotable. Esta Swinger se llama Riviera:

Existe otro modelo, denominado Tour de Force:

Creo que, salvando la decoración y el material del diapasón —uno es palisandro de la India y el otro es ébano— no hay diferencias sustanciales entre ambos modelos. Ambos tienen el trastero divido en dos secciones practicables, una con siete trastes y otra sin trastes. Cabe reseñar que se trata de guitarras que parecen raquetas, en lugar de raquetas adaptadas. Este efecto se consigue, aparte de por la forma, prescindiendo de un clavijero al uso e insertando los componentes electrónicos en un cuerpo acrílico que deja ver el encordado.

No suelo fijarme en este tipo de inventos, aunque hace años puse por aquí una guitarra con forma de bate de críquet. Estas guitarras me parecen más interesantes, sin dejar de ser curiosidades.

0 comentarios.

Añadir un comentario