.

Gracias a Al llego a la galería en Behance titulada «Stephen King’s Stranger Love Songs»:

Stephen King es un uno de los autores más influyentes de horror, ficción sobrenatural, suspense, ciencia ficción y fantasía. Su oscura y retorcida imaginación ha sido crucial dando forma a la cultural popular contemporánea desde finales de los años 70, cuando sus novelas fueron descubiertas por primera vez por cineastas como Stanly Kubrik y Brian De Palma, hasta fechas más recientes con series de televisión modernas como Stranger Things homenajeando su brillante influencia y su monumental contribución a la cultura pop.

Esta serie imagina un universo alternativo donde algunas de las canciones sobre corazones rotos más desesperadas y trágicas de los años 70 y 80 fueran novelas escritas por Stephen King. El concepto es echar una mirada al lado oscuro del amor a través de la lente de la cultura popular, poniendo en juego aspectos retorcidos de estas historias clásicas con el significado original de kas canciones, que pueden ser completamente subvertidas y enfatizadas de manera extraña, rindiendo a su ve tributo al diseño clásico de las portadas originales de los libros.

El resultado es el siguiente:

A toda esta serie sólo le pongo una pega.

Me gusta lo suficiente el trabajo de Butcher Billy como para que le haya mencionado por aquí al menos una vez al año desde 2014. Parte de su encanto reside en las obras que, siendo mezclas y re-interpretaciones, rinden homenaje claro a las fuentes de inspiración.

Sin embargo, creo que las referencias no son tan claras en este caso y que hubiera sido un buen gesto indicar el origen del material que ha utilizado, en los casos que no son de elaboración propia. Por ejemplo, la portada con las letras de «Every Breath You Take» está compuesta en gran parte por una imagen especular de la que se utilizó para el material promocional de Black Sunday:

Póster de la película de 1960 «Black Sunday».

Es la misma imagen que se ve con un esquema de color distinto, entre otros muchos casos, en el steelbook de la película en Blu-ray editada por Arrow hace tres años.

La imagen del póster anterior, sacada de esta entrada en AnimationResources.org, me lleva a otra cuestión. Butcher Billy comercializa este material en distintos formatos, con al menos uno de los productos incluyendo la obra derivada señalada. Por otro lado, en la esquina inferior izquierda del póster hay una marca de copyright de 1961 y, aunque cuesta leerlo, a la derecha se puede ver un texto indicando que el propietario del material era la National Screen Service Corp. La imagen estaría en el periodo cubierto por la duración de los derechos de propiedad intelectual en los EE.UU., salvo que no se hubiera renovado el copyright.

Tengo mis opiniones sobre las leyes de propiedad intelectual pero he reconocer que conozco menos del tema de lo que me gustaría. Por eso me viene al pelo —y casa bastante bien con el tono de esta entrada en general— este vídeo titulado «Night of the Living Dead – Horrors of Copyright» [07m01s].

.

Hace cuatro años apuntaba por aquí una pequeña reseña sobre un artículo el origen de la portada de Unknown Pleasures. Por aquel entonces, el autor de la pieza no había llegado a averiguar quién dibujó la gráfica original que figura prominentemente en la portada del famoso disco de Joy Division. Ayer revisité el artículo porque me preguntaron por la historia de la imagen y no recordaba los detalles, y me topé con que la investigación había continuado y dado su fruto:

Actualización – 19 de febrero de 2015

[…] Jen Christiansen, directora de arte de Scientific American, ha completado la búsqueda y ha encontrado (¡y entrevistado!) al hombre misterioso tras la imagen en esta fantástica pieza. Harold Craft, un estudiante de posgrado de Cornell que trabajaba en Arecibo en 1970, capturó lo que después se ha convertido en un gráfico emblemático.

En su investigación da el salto entre el artículo de enero de 1971 de Jeremiah P. Ostriker en Scientific American titulado «The Nature of Pulsars», donde se indica que la imagen fue producida en el radio-observatorio de Arecibo, y la tesis doctoral de Harold D. Craft Jr. de título «Radio observations of the pulse profiles and dispersion measures of twelve pulsars» y fechada en septiembre de 1970. Disponible en la universidad de Cornell, en ella se puede ver la primera muestra de la imagen.

Imagen vectorial sacada de esta página de F.X. Timmes.

En la entrevista de Christiansen con Craft, este le revela que no estaba al tanto del uso de su imagen:

Fue una sorpresa total. De hecho, ni siquiera sabía nada del asunto y un colega en el departamento de ciencias espaciales, que es ahora profesor de astronomía en Cornell, Jim Cordes, me vio por la calle —es un viejo amigo— y me dijo, “oh, por cierto, ¿sabes que tu imagen está en la portada de Joy Division?” Y yo de dije que no, no tenía ni idea. Así que me fui a la tienda de discos y, maldita sea, ahí estaba. Así que me compré un album, y también había un poster que tenía, así que que compré uno de esos también, sin más razón que se trababa de mi imagen y debía tener una copia.

.

The Dark Side of the Covers”, una galería de portadas de discos re-interpretadas con otra perspectiva. Viendo el número de etiquetas que he puesto creo que debería haber hecho como en la entrada de los grupos de las galaxias y no indicar los nombres de los álbumes.

.

Las imágenes anteriores salen de otra galería de Butcher Billy menos la última que, aparte de no poder clasificarse como post-punk, la vi en su página de Facebook. De manera similar a lo que ya había hecho con unos fotomontajes que vi en La Carpa, también ha superpuesto los diseños en fotografías de los protagonistas de los mismos:

No es la primera vez que aparece Butcher Billy por aquí y, viendo su obra, espero que no sea la última.

.

Buscando alguna cosilla de Hendrix a raíz de la entrada de anteayer de Sienkiewicz y el vídeo de ayer de SRV me topé con esto:

A mí me recordó más a Phil Lynott pero lo importante es que me descubrió unas cuantas imágenes similares más en GuitarPlayer y en Highsnobiety:

Todas son obra de un tal Adly Syairi Ramly. No he encontrado ninguna de Depeche Mode, pero habría estado bien para acompañar al vídeo de “Everything Counts” tocada con LEGOs del otro día.