.

Ponían hace unos días en Boing Boing un enlace a Monsters of Grok:

+ Fake band t-shirts for history’s greatest minds.

+ I don’t know about you, but I think science and philosophy are pretty bad ass, so join me in rocking out with some the most influential thinkers of all time!

¿Qué pinta tiene eso? Pues esta:

Me avergüenza reconocer que varios de los «logotipos» me resultan más familiares que la obra de los sujetos a los que hacen referencia. Wikipedia para qué te quiero…

.

Aunque este post está motivado por una charla que tuve con Fer hace unos días (¡suerte con los exámenes!) se lo quiero dedicar a la señorita Su, que tuvo la gentileza no sólo de nombrarme si no de mostrarme unas Gibson Les Paul Custom muy chulas (a pesar de NIN ;P) en su blog. Las Gibson Les Paul me encantan, y más tras haber probado un par, a pesar de tener 22 trastes (se me hacen pequeñas pero seguramente es falta de destreza por mi parte). Reconozco que en cuestión de guitarras son algo macarra, por no decir macarrón, y estéticamente tiendo a babear por los diseños un poco más duros.

Ahora bien, con un perfil bastante clásico, The Blade de Composite Electronics (vista en Guitar Noize) ha conseguido enamorarme con su perfil, entre otras cosas:


Ésta se une a la colección de guitarras fabricadas con fibra de carbono que señalaba a principios de 2008 (y que, por tanto, estará desfasada) y a mi banco de guitarras que nunca tendré, aunque por $799 parece ser de las más asequibles del lote.