.

No sé si debería poner un aviso de pequeños spoilers de un capítulo de 2007 de The IT Crowd, del primer anuncio de la (todavía no estrenada) serie del Castigador y de Johnny cogió su fusil. Pensando en lo que voy a mencionar, no creo que vaya a contar nada que los fastidie. Aunque quizás lo vea pertinente porque yo lo agradecería: suelo intentar no conocer por adelantado nada de algo que prefiero descubrir por mi cuenta. No es tanto que me estropeen alguna sorpresa de un libro o una película, si no que prefiero formar mi propia opinión evitando en la medida posible prejuicios y expectativas. Y esto me lleva a la serie británica que he mencionado.

En el tercer episodio de la segunda temporada de The IT Crowd uno de los personajes intenta por todos los medios que no le revienten una película que quiere ver. Debo confesar que ya en su momento me sentí bastante identificado en algunos aspectos y con la edad no he mejorado. Sin embargo, hay ciertas cosas que son demasiado tentadoras. Y eso me lleva a la serie del Castigador.

Hace un mes sacaron un trailer de The Punisher [02m25s], la serie de Netflix protagonizada por Frank Castle, personaje por el que siento especial debilidad —su Año Uno sigue siendo uno de mis cómics favoritos— y que fue de lo mejor de la segunda temporada de Daredevil. Inicialmente iba a procurar evitar verlo pero al enterarme que habían utilizado «One» decidí echarle un ojo.

Imagen del trailer de Marvel’s The Punisher.

Es de sobra conocido el vídeo original de la canción con las imágenes de la película de Trumbo, que terminaba con un irónico «Dulce et decorum est pro patria mori». No hubiera estado de más que el trailer terminara con la frase que el sargento del campamento militar obligaba a recitar a Castle como si fuera una oración: «Si vis pacem, para bellum».

0 comentarios.

Añadir un comentario